LA FE LLEVÓ UNA MULTITUD A LAS MISAS DE BETANCOURT

El padre colombiano Darío Betancourt congregó a miles de riojanos que concurrieron a escuchar su predica y a esperar de Dios una bendición.

Todo bajo una organización impecable que incluyó un ejercito de servidores, servicios de salud y cientos de policías, se desarrollaron en la avenida 1º de Marzo durante las tardes del viernes, el sábado y domingo.

Conocido como uno de los sacerdotes “sanadores”, Betancourt rechazó de plano esa definición: “los curas sanadores no existen, el único que cura es Dios”. En este sentido es contundente y repite “yo rezo y la gente también, y lo que se pone en evidencia es la gracia de Dios”.

Betancourt es ampliamente conocido por su gran oratoria para transmitir el mensaje del Evangelio, ha viajado por los cinco continentes llevando la Palabra de Dios e invitando a la gente a acercarse a la fe católica. Es importante destacar que la entrada fue libre y gratuita.